Respiras, pedaleas, tu pulso aumenta. Contemplas el entorno, te sientes, disfrutas. Hay lugares que están ahí para permitirnos conectar con el medio y con nuestro interior; uno de ellos es sin duda la Ribeira Sacra, por eso ya es la tercera vez que nos seduce en menos de un año.

OS PEARES – BELESAR
En Os Peares, a menos de 20 km de Ourense,  nace una sinuosa, serpenteante y estrecha carretera pegada al río Miño que lleva hasta Chantada. Las pocas y pequeñas aldeas que vemos se dedican a la producción de uno de los vinos más famosos del país,  el Ribeiro. Solo unos kms antes de llegar a Chantada tendremos que coger un desvío hacia Belesar, donde tras una larga bajada entre viñedos nos encontraremos a pie de embalse.
OS PEARES – BELESAR
Después de unos 10 km llanos, los únicos del recorrido, nos encontraremos en la Praia da Coba. Hay un mirador y un bar -restaurante donde poder comer o beber algo. Es un buen momento para observar el entorno, descansar un poco las piernas y respirar aire fresco. Entonces te das cuenta de la majestuosidad que te rodea. El tiempo se detiene y tu mente se relaja.  Después de esta parada nos espera una muy exigente subida de casi 5 km hasta el Pazo de Arxeríz. Es habitual en estas carreteras los cambios bruscos de pendiente, tando para arriba como para abajo.
OS PEARES – BELESAR
Desde aquí arriba volveremos a adentrarnos en los cañones del Miño bajando hasta Marce, donde si cogemos un pequeño desvío por un camino de tierra podremos ver una conocida fervenza. Aquí debemos aumentar la atención porque según el día y la hora es habitual coincidir con bastantes coches que precisamente van hacia la cascada.
OS PEARES – BELESAR
Tal como todo lo que sube, baja… pues todo lo que baja tiene que subir. Nos espera otra tachuela de 3km hasta la Cima de Atán. En nada conectaremos con la vieja y en desuso carretera nacional N120a, y ya solo nos queda dejarnos caer varios kms cuesta abajo aminorando la velocidad en cada curva para observar la presa del río Miño.
OS PEARES – BELESAR
Estos 70 kms  de auténtico disfrute y maravillas de la naturaleza hay que planteárselos en modo cicloturista y relajarse sobre la marcha. Y tomarse todo el tiempo necesario para que no sea una día de bici cualquiera, porque no lo es. Es mucho más que eso. Es conectar con lo que somos y con lo que queremos ser.
OS PEARES – BELESAR
Monta, para y disfruta.
OS PEARES – BELESAR

Por ella me dejo llevar a donde sea. Porque sin ella nada sería igual.

Sin ella esta parte de mí no existiría. Con ella encontré el camino.

Ella me inspira, me da la confianza que yo no tengo. Conoce mi alma solo con la mirada. Sabe cuando sufro y cuando estoy feliz.

Solo ella me entiende aunque no se lo diga. A su lado los problemas dejan de serlo.

OS PEARES – BELESAR

la ruta en strava

 

Texto, diseño y fotografía: Daniel González

Inspiradora: Natalia